Nadie puede dudar que vivimos en la era de la comunicación y del desarrollo tecnológico, con una población que en todas partes del mundo ha transformado sus hábitos y sus conductas cotidianas, redireccionandolas a favor de las nuevas herramientas que se ponen a su alcance y que permiten una digitalización, una modernización y una optimización de todas y cada una de las actividades que este realiza. Esta realidad, también ha obligado a modificar las estrategias de las empresas y las organizaciones que buscan darse a conocer en el mercado y en el seno mismo de la comunidad, teniendo que desarrollar nuevas estrategias de comunicación corporativa que permitan realizar una difusión de productos y servicios renovada y acorde a los comportamientos actuales de sus consumidores. De esta forma, se entiende el crecimiento exponencial que en el último tiempo han logrado alcanzar los ámbitos de formación en la materia, con cursos y maestrías de comunicación corporativa del más alto nivel que se ponen hoy al alcance de todos los mexicanos interesados en aprovecharlos.

En todo este proceso del que damos cuenta, existe un dispositivo que se roba todas las miradas y que, casi obligatoriamente, debe convertirse en el elemento de base para cualquier estrategia de marketing y comunicación que pretenda ser exitosa. La referencia lógicamente es para los equipos móviles, los cuales se han convertido en la herramienta social más utilizada a escala mundial. Para la directora de Customer & Community de Tuenti Móvil, María de Sousa-Valadas, “los móviles se han convertido en la herramienta de comunicación social más utilizada, no sólo para interactuar con amigos y conocidos a través de internet, sino también como sustituto de otras herramientas como despertadores, mp3 o cámaras de fotos. Es normal que, a medida que estos cambios sociológicos evolucionan, los comportamientos humanos se modifiquen”. De hecho, de estos estudios se concluye que el móvil es ya una herramienta multifunción, pues el 55% de los jóvenes encuestados afirman que utilizan el móvil para ligar (53% en redes sociales y 21% a través de los servicios de mensajería instantánea); el 62% utilizan más su smartphone que su cámara para sacar fotos y el 40% utiliza el móvil para estudiar.

Como puede verse, es indispensable para cualquier empresario que busque crecer en cuanto a sus índices de comercialización establecer nuevas estrategias de mercadotecnia y de difusión, enfocadas por y para esta clase de dispositivos logrando de esta forma llegar a más clientes en todas partes del planeta. Para poder conocer y poner en marcha las mejores estrategias y herramientas en la cuestión, es fundamental participar de cursos o maestrías de comunicación corporativa como las que se ofrecen hoy y que brindan los consejos y los saberes que son necesarios para alcanzar el suceso a partir de estas modernas formas de comunicación.